A menudo, cuando paseamos juntos, Mao y yo nos cruzamos con pequeños perritos airados cuyos paroxísticos ladridos evocan a ejemplares caninos mucho mayores. A mí esto me llama mucho la atención.
Es evidente que se trata de un recurso puramente propagandístico. El pequeño gozque de fiero ladrido se las arregla para ser percibido mayor de lo que es, como medida disuasoria frente a posibles agresores.
Pero lo interesante es que estas técnicas histriónicas son propias de casi todos los mamíferos, no solo de los perros, y las practican sistemáticamente muchas otras especies, desde las gacelas a los koalas, pasando, muy especialmente, por los monos, que son auténticos especialistas en este tipo de fingimientos.
Y aún hay más. Aún hay algo más interesante. Al parecer, estas habilidades de los mamíferos para impostar la voz pudieran ser el punto de partida del nacimiento del lenguaje humano. Dicho de otro modo, tal vez fuimos capaces de empezar a hablar porque, al igual que otros mamíferos, aprendimos a simular sonidos para disuadir a posibles agresores.
De modo que no es solo nuestra habilidad narrativa lo que nos hace humanos. Ocurre que mucho antes de ser capaces de inventar historias fuimos capaces de inventar aullidos.
Y parece ser que una cosa llevó a la otra.
Esto me hace mirar de otra manera al pequeño pomerania que, escondido tras el alcornoque centenario, ladra a Mao con tal furor que se diría un verdadero bull dog. No hay una diferencia esencial entre lo que hace el perrillo ahí ladrando y lo que hago yo aquí contando cosas. Pienso en esto y sigo paseando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s