Ahora que se evalúa todo en términos del agua necesaria para obtenerlo, vamos a acabar sufriendo lo que podríamos llamar hidroestress.
Sabemos que un filete de 100 gramos de carne ha exigido un gasto de 1500 litros de agua. Eso puede que nos anime a comer más verduras. Pero ¿qué hacemos cuando nos dicen que unos pantalones vaqueros han requerido el consumo de 4500 litros de agua por parte de la industria textil o que los 250 gramos de café que compramos en el supermercado han requerido 4.700 litros de agua? Cómo sobrellevaremos estos datos con el hecho de que 2200 millones de seres humanos no tienen acceso al agua potable y que el calentamiento global va a hacer el problema aún más candente.
Pues eso. Que nos espera un futuro de hidroestress.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s